Jugos Naturales de Frutas y Verduras

Los Jugos Naturales de Frutas y Verduras puede ser utilizado como una herramienta para aumentar el consumo de frutas y verduras en tu dieta, sobre todo si los tienes olvidados en tu lista de alimentos diarios. Son un excelente aporte nutricional de vitaminas, minerales y antioxidantes que tienen beneficios para la salud tanto a corto como a largo plazo. Es importante recalcar que para aprovechar todos los beneficios de los batidos y jugos ojalá sean consumidos con pulpa y cáscara para aprovechar su contenido de fibra.
Jugos Naturales de Frutas y Verduras

Jugos Naturales de Frutas y Verduras

Los jugos de frutas y verduras son ideales para tomarlos entre tus comidas importantes del día, media mañana o en la tarde. Gracias a su alto contenido de fibra, te darán sensación de saciedad para no llegar con mucha ansiedad a la siguiente comida. Luego de tomar tu jugo de verduras, es ideal comer una fruta rica en vitamina C (naranja, pomelo, piña, frutillas, melón o kiwi por ejemplo). Gracias a la vitamina C aumentará la absorción orgánica del hierro de los jugos vegetales (principalmente presentes en verduras verdes).
Estos jugos o batidos pueden ser dulces o salados. Los puedes condimentar con con ajo, aceite, yogurt, pimienta y/o sal, si quieres una sopa fría o un batido salado. Lo puedes mezclar con frutas dulces como la manzana o agregar jugo de naranja y unas gotitas de endulzante para un batido o jugo dulce.
Sobre gustos, no hay nada escrito y tu puedes mezclar los ingredientes que te parezcan y crear tus propias recetas combinando frutas y verduras. Una buena forma de guía es a través de los colores, ya que estos determinan de que se componen (clorofilas, carotenoides, antocianinas o licopeno) y nos pueden ayudar a determinar buenas mezclas.

Tipos de jugos naturales según su color

Jugos Verdes:
Los jugos de color verde aportan entre sus nutrientes hierro, magnesio, folatos, potasio, clorofila y vitamina K. Pueden ser muy beneficiosos para ayudar a nuestro cuerpo a eliminar líquidos y aliviar hinchazón de piernas, casos de anemias, contracturas, salud de los huesos y problemas de hígado. Se pueden realizar jugos con todo tipo de lechugas, acelgas, berros, apio, pepino o espinacas. También puedes usar cilantro o perejil para intensificar su sabor y aroma. La manzana es una fruta ideal para mezclar con verduras verdes y unas gotitas de limón aportarán frescura.
Jugos Naranjos:
Los jugos de color naranja son ricos en beta-caroteno (poderoso antioxidante). Estos jugos están indicados para cuidar la salud ocular, alimentar, cuidar y mejorar el estado de la piel y de las mucosas (sequedad, irritaciones, llagas), mejorar las dolencias de la boca (aftas bucales, heridas en las comisuras de los labios), molestias, ardores y procesos inflamatorios en el esófago. Las zanahorias son las más usadas en estos jugos, también está el zapallo o la calabaza (es necesario cocerlos).
Jugos Rojos:
Su contenido en vitamina C, folatos, potasio, magnesio, provitamina A y compuestos antioxidantes, como el licopeno y los antocianinas. Estos jugos están indicados en dislipemias (colesterol y/o triglicéridos elevados), trastornos cardiovasculares, hipertensión arterial, procesos degenerativos y, en general, para depurar y mejorar la calidad de la sangre. Los jugos de color rojo se hacen con tomate y betarraga, quedan muy bien como sopas frías o granizados con un toque de pimienta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Menu Title