Endorfinas Qué son y cómo Producirlas

Las endorfinas son neuro-péptidos (pequeñas cadenas proteicas) que produce nuestro cuerpo de manera natural, se almacenan principalmente en el hipotálamo y que se liberan a través de la medula espinal y del torrente sanguíneo. Nuestro cuerpo produce al menos veinte tipos de Endorfinas diferentes que actúan como “analgésicos naturales”, generando sensación de bienestar y atenuando el dolor, resultado ser incluso más potente que un analgésico que compramos en farmacias. Las endorfinas son conocidas como las hormonas de la felicidad.

endorfinas

¿Qué beneficios tenemos al producirlas?

  • Producen un estado de bienestar y calma, mejorando el humor de las personas.
  • Ayudan calmar el dolor ante un traumatismo, inflamación extrema, enfermedad aguda, exceso de actividad física o esfuerzo extremo, etc.
  • Crean la sensación de placer ante situaciones agradables.
  • Ayudan a liberar las hormonas sexuales, responsables del deseo sexual.
  • Fortalecen el sistema inmune.
  • Modulan el apetito.
  • Potencian las funciones del sistema inmunitario y reducen la presión sanguínea
  • Contrarrestan los niveles elevados de adrenalina asociados a la ansiedad

¿Cómo se producen?

Hay diversos factores que hacen que nuestro cuerpo aumente los niveles de esta hormona de la felicidad. Cuando reímos, por ejemplo, aumenta un 27% la liberación de beta-endorfinas en el cerebro, generando sensaciones de placer. Cuando alguien te hace un masaje, los nervios de la piel también pueden liberar esta hormona, produciendo sensación de bienestar.

En general al realizar cualquier actividad que nuestro cuerpo identifique como placentera, liberamos endorfinas; como escuchar música, bailar, un baño caliente, hacer ejercicio, tener relaciones sexuales, comer cosas que te gusten, meditación, etc. Las endorfinas son también estimulantes. Cuando los deportistas experimentan una liberación de estas, potencian aún más su rendimiento y mejorar su recuperación deportiva.

Bajos niveles de endorfinas

Hay quienes suelen tener un bajo nivel de este neuro-péptido, estas personas son más sensibles, que se ven muy afectadas por sus problemas, más susceptibles a deprimirse y  lloran con frecuencia. Muchas de estas personas buscan consuelo en la comida, alcohol o drogas, para aumentar de manera momentánea sus niveles.

Existe un factor genético que determina la producción de esta hormona. La alimentación también es importante para mantener un nivel adecuado. El consumo de proteínas (carne, pollo, huevos, lácteos, legumbres, etc.) es fundamental, ya que los aminoácidos que contienen son necesarios para producirlas. El estrés continuo es otro factor que puede afectar la producción de la “hormona de la felicidad”.

Existen suplementos del aminoácido fenilalanina en sus formas D y L (DLPA®) que promueven la producción de endorfinas. Aunque siempre lo mejor será tener una buena alimentación. La fenilalanina, al igual que los demás aminoácidos, se encuentra en alimentos ricos en proteínas como la carne, huevos, pollo, pavo o pescado. Los vegetales y las grasas por su parte, aportan nutrientes necesarios para sintetizar las endorfinas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Menu Title