Cuidados de Brochas y Pinceles de Maquillaje

cuidar y lavar brochas y pinceles maquillaje

Cuando nos maquillamos, el correcto uso de brochas puede cambiar mucho el resultado, ayudándonos a tener un efecto mas natural y duradero de forma rápida, limpia  y fácil, controlando la aplicación de los cosméticos.

Tipos de brochas y pinceles según su origen:

La mayoría de los pinceles y brochas son hechos a base de pelo natural o sintético.

  • Las de pelo natural son de origen animal (pony, ardilla, cabra o mapache, por ejemplo) y funcionan mucho mejor para aplicar maquillaje en polvo. El pelo natural es muy efectivo reteniendo en sus cerdas los productos en polvo hasta que sean aplicados, son un poco mas caras que las sintéticas pero tienen un acabado excelente en la piel. Son brochas que se ensucian con mayor facilidad. Hay personas que son alérgicas a este tipo de brochas y pinceles.

  • Las sintéticas están compuestas por fibras artificiales, como nylon o poliéster y son mas efectivas para a aplicar maquillajes en pasta, labiales, bases líquidas o en crema. Son más económicas que las de pelo natural y menos propensas a daño por maquillaje y solventes, pero con el tiempo se vuelven más duras, a diferencia de las de pelo natural que mantienen sus condiciones de suavidad.

Cuidados de Brochas y Pinceles de Maquillaje

Cuando las brochas están saturadas de producto, el acabado no es el mismo, se deben limpiar regularmente como mínimo cada 2 o 3 meses, si las usas a diario.

Existen productos específicos para lavar las brochas y pinceles de maquillaje, pero si no quieres asumir ese costo, te recomiendo usar jabón neutro y agua, quedan como nuevas: Usando agua tibia, moja las cerdas de la brocha siempre en dirección hacia abajo para evitar que pierda su forma y espesor. Aplica un poco de jabón neutro en la palma de una mano y frota suavemente hasta obtener un poco de espuma, asegúrate de llegar a cada cerda para limpiar a profundidad. No laves la parte de metal o madera que une las cerdas con el mango. Luego debes enjuagar especialmente en el centro de la brocha y seca presionando con un toalla y déjalas hasta que sequen por completo (24 horas aproximadamente), no intentes acelerar el proceso sacudiéndolas o usando secador de pelo ya que las cerdas podrías despegarse de su base.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.