Cómo protegerse de los rayos UV

El cáncer de piel ha aumentado en las últimas décadas en Chile y el mundo. El cuidado con los rayos UV debe ser extremo, especialmente en meses de primavera y verano. Es fundamental evitar las horas de alta radiación y el uso permanente de protectores solares. Revisa estas reglas de oro para saber Cómo protegerse de los rayos UV
Cómo protegerse de los rayos UV
Los daños que puede provocar el sol en tu piel van desde cáncer, fotoenvejecimiento prematuro hasta manchas en la piel. Un bronceado es el resultado de una lesión en la epidermis (capa superior de la piel). Los rayos UV aceleran la producción de melanina (pigmento que da el color), con el fin de proteger a las capas de piel más profundas, otorgando un color de piel más oscuro, característico del bronceado.

Cómo protegerse de los rayos UV, las reglas de oro:

  • Evita exponerse al sol en las horas de mayor radiación ultravioleta, entre las 11:00 AM y las 16:00 PM, especialmente en primavera y verano.
  • Si debes exponerse al sol, protege su piel con ropa oscura, seca, de trama compacta, mangas y pantalones largos.
  • Al exponerse al sol usa sombrero de ala ancha y anteojos.
  • Se recomienda FPS 30 para la ciudadanía general y 50+ para grupos de mayor riesgo como niños y pieles sensibles.

  • Aplica protector solar 20 minutos antes de la exposición
  • Repite la aplicación cada vez que entras al mar o a una piscina.
  • Repite la aplicación del protector solar cada dos horas independientemente si te mojas o no.
  • No olvides los labiales con protector solar.
  • No expongas a niños menores de dos años al sol; recuerda que los menores de 6 meses no deben usar protector solar.
  • Usa protección solar también en días nublados ya que las superficies reflejan la radiación ultravioleta, principalmente la nieve, arena y agua.
  • Evita las fuentes artificiales de radiación ultravioleta como solárium.
  • No olvides que existen medicamentos fotosensibles (aumentan la sensibilidad a la radiación ultravioleta). Infórmate con tu doctor.

  • También debes preocuparte de evitar el uso de ciertas cremas, perfumes o cosméticos que pueden reaccionar con el sol.
  • Si tienes una herida que no cicatrice, una mancha, un lunar o un bulto que cambie su aspecto, pique o sangre, consulta a tu dermatólogo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Menu Title